Saltar al contenido

3 increíbles recetas de pato salvaje para probar después de la cacería

Desde que empecé a trabajar en un restaurante francés a la edad de 15 años, he estado enganchado al pato. Realmente no me importa cómo se cocine. Mientras el chef sepa lo que está haciendo, pediré pato casi cada vez que lo vea en un menú. Sin embargo, los cazadores tienden a tener una opinión diferente. Sigue leyendo para aprender algunas reglas generales y 3 fantásticas recetas de pato salvaje.

Muchos cazadores toman su límite durante la temporada de patos, pero regalan las aves porque no les importa la carne. Esto es un crimen en mi opinión. Como con la mayoría de las carnes de caza, el pato debe estar bien preparado o es absolutamente horrible. Un pato demasiado cocido es seco y casi tan duro como el caucho. Si la piel no está crujiente, se mastica como una banda elástica. Cocinar demasiado el pato quita todo el sabor, dejando lo que sabe a pavo malo.

Sin embargo, hay una manera de hacer el pato delicioso. Uno de mis héroes culinarios una vez fue a cazar patos con unos amigos. Ellos también se oponían a comer la carne, pero él les hizo cambiar de opinión con un solo bocado. Bien cocido, el pato es tierno, rico y tiene la piel crujiente y deliciosa. Se necesita algo de práctica para hacerlo bien, así que aquí hay algunas reglas y recetas generales:

Reglas Generales:

Regla 1) MEDIAMENTE RARA – Sé que hay algunos comedores de carne que les gusta toda la carne bien hecha, pero esto es un pecado con el pato. A diferencia de otras aves de corral que transportan bacterias cuando no están bien cocidas, el pato necesita ser cocido a medio cocido. Si no puede tomar un poco de rosa en el medio, no se moleste.

Regla 2) Siempre crujir la piel – No importa lo que cocines con pato, si dejas la piel puesta, debe estar crujiente. Esto puede significar poner el plato debajo de la parrilla por unos minutos. Confía en mí, es importante.

Regla 3)No agregue grasa – A diferencia del pavo y el pollo, el pato tiene mucha grasa natural. No agregue mantequilla ni aceite a la sartén, salvo una pizca.

HAGA CLIC AQUÍ PARA OBTENER EL EQUIPO GRATUITO AHORA

4)No confíe en la receta – Sé que esto suena raro, pero los tiempos de cocción en las recetas de pato siempre están un poco fuera de lugar porque sólo unas pocas onzas de diferencia en el peso significa una gran diferencia en el tiempo de cocción. Comience a revisar la temperatura interna temprano y revísela con frecuencia
.

Recetas de Pato Salvaje:

Pechuga de pato asada

Esta es mi receta favorita de pato. Sólo voy a cubrir la cocción de la carne, pero las salsas de frutas van muy bien con esto. Simplemente agregue la fruta, el azúcar y el agua a una olla y cocine hasta que cubra la parte posterior de una cuchara. La cereza es mi favorita.

La receta es increíblemente simple. Todo lo que necesitas son tus pechugas de pato, un poco de sal y pimienta, y una pizca de mantequilla para tu sartén.

Paso 1) Coloque las mitades de la pechuga de pato entre 2 hojas de plástico o dentro de una bolsa de plástico. Golpéelos hasta que tengan un grosor uniforme. Esto es importante para asegurar que el pato se cocine uniformemente. Tenga cuidado de no dañar demasiado la piel.

Paso 2) Usando un cuchillo afilado, corte la piel en un patrón de diamante de 3/4 de pulgada teniendo cuidado de no cortar la carne. Asegúrese de que la carne esté fría durante al menos 30 minutos antes de cocinarla.

Paso 3) Derrita una pizca de mantequilla en una sartén grande a fuego medio-alto. Agregue sal y pimienta a todos los lados del pato. Coloque la pechuga en la sartén con la piel hacia abajo y cocine hasta que la piel esté crujiente. Esto normalmente toma unos cinco minutos.

Paso 4) Voltee el pato con la piel hacia arriba y baje el fuego a fuego medio. Continúe cocinando hasta que su pechuga de pato esté medio cocida. Use un termómetro de carne para estar seguro. La temperatura media es de 135°F y probablemente tardará entre cuatro y ocho minutos.

Paso 5) Muévalo a una tabla de cortar y cúbralo con papel aluminio. Deje reposar 10 minutos antes de cortar el pato en rodajas de ½ inch.

Pato asado entero

Esta receta es igual de simple y sólo requiere de 5 a 6 libras.

pato, agua hirviendo, sal y pimienta.

Paso 1) Coloque la rejilla del horno en la posición media y precaliente el horno a 425°F.

Paso 2) Para recortar el pato, corte las puntas de las alas con un cuchillo o tijeras resistentes y elimine el exceso de grasa. Golpea la piel con un tenedor. Doble la piel del cuello debajo del cuerpo y coloque el pato en la rejilla de la bandeja de asar con el lado del pecho hacia arriba.

Paso 3) Vierta agua hirviendo caliente sobre el pato para tensar la piel. Usted notará que inmediatamente comienza a encogerse. Deje que el pato se enfríe lo suficiente como para manejar y vierta el agua que haya entrado en la cavidad. A continuación, seque el pato por dentro y por fuera, y deje el último en la sartén para que el pato se mantenga húmedo en el horno. Frote el pato por dentro y por fuera con sal y pimienta.

Paso 4) Poner el pato en el horno durante unos 45 minutos. Luego, voltee el pato para que el lado de la pechuga esté hacia abajo y cocine por otros 45 minutos. Drene cualquier líquido de la cavidad y vuélvalo hacia arriba. Siga asando hasta que la piel esté crujiente y los senos estén medianamente cocidos a 135°F. Asegúrese de revisar los senos ya que las piernas tendrán una temperatura interna más alta.

Paso 5) Si se está acercando a 135F y la piel no está crujiente, es posible que tenga que cambiar a la parrilla. Obsérvelo atentamente para que la piel no se queme.

Paso 6) Muévalo a una tabla de cortar y cúbralo con papel aluminio. Dejar reposar durante 15 minutos antes de tallar.

Paté de hígado de pato

Para aquellos de ustedes que quieren salirse un poco de los rieles, esta receta es para ustedes. El paté es un plato que la mayoría de los estadounidenses modernos nunca han probado. Esta receta es un poco más complicada, pero me encanta el sabor cremoso. El producto terminado se puede servir en las tostadoras o se puede utilizar para enriquecer un pastel de carne o un relleno.

Ingredientes:

  • 3 onzas de grasa de pato
  • 1 hígado de pato (aproximadamente 3 onzas), cortado en trozos de 1 pulgada
  • 1 chalota grande picada
  • 1/4 cucharadita de hierbas de Provenza
  • 1 diente de ajo machacado
  • 1/4 cucharadita de sal
  • 1/4 cucharadita de pimienta negra recién molida
  • 1 cucharadita de coñac

Pasos:

Paso 1) Caliente una sartén a fuego medio-alto y añada la grasa de pato. Cocine hasta que se derrita y se dore un poco. Esto llevará unos cinco minutos.

Paso 2) Espolvoree los chalotes picados y cocine hasta que estén translúcidos, unos 30 segundos. Revuélvalas para que se cocinen uniformemente.

Paso 3) Añada el hígado, el ajo y las hierbas de Provenza. Cocine de 1.5 a 2 minutos y revuelva ocasionalmente. Espolvorear con sal y pimienta.

Paso 4) Inmediatamente vierta el contenido de su sartén en una licuadora. Añadir el Cognac y batir hasta que esté completamente licuado. Es importante que el producto final sea suave con el menor número de trozos posible.

Paso 5) Para dar un paso más hacia una textura suave, puede empujar el líquido a través de un colador de alambre con una cuchara. Usted debe terminar con aproximadamente ½ taza de líquido.

Paso 6) Dejar enfriar en el mostrador durante 90 minutos. Luego refrigere y sirva según sea necesario.

¿Disfrutó de nuestro post en Wild Duck Recipes? Háganoslo saber en la sección de comentarios a continuación!

Para obtener un equipo de supervivencia impresionante que no se puede hacer en casa, echa un vistazo a la tienda de Survival Life!

¿Necesita provisiones para cocinar patos? Echa un vistazo a estas opciones!

Relacionado

Comentarios

comentarios